Logo con las siglas del Partido Socialista Obrero Español.
Cuadrado rojo con letras PSOE en blanco. Símbolo del partido. Cuadrado rojo con un puño y una rosa en blanco.

COMUNICADO DEL GRUPO AFROSOCIALISTA

En vista de los graves acontecimientos de las últimas semanas, en el trascurso de las cuales diversos activistas de DDHH en nuestro país han sido víctimas de insultos, difamaciones y amenazas contra su integridad física, la de sus familiares y/o amigos, hasta el punto de llegar a ser señalados con advertencias aparentemente ciertas de atentado contra sus vidas, el Grupo Federal AfroSocialista manifiesta su más alto grado de repulsa frente a todo acto atentatorio que pretenda menoscabar la dignidad humana.

 

MANIFESTAMOS nuestra firme condena a la intolerancia, el racismo, la xenofobia, la LGTBIfobia, el machismo y la violencia ejercida contra las mujeres, los ataques contra la libertad religiosa y de culto, de pensamiento, convicción u opinión y contra el libre desarrollo de la personalidad; así como los actos discriminatorios por razón de nacimiento, origen racial o étnico, sexo, edad, discapacidad o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.

 

MANIFESTAMOS un incondicional apoyo a nuestro Coordinador de Organización del Grupo Federal AfroSocialista el activista Amín Arias Garabito y CONDENAMOS los graves ataques contra su dignidad, su libertad y las manifestaciones atentatorias contra el libre desarrollo de su personalidad a los que se ha visto sometido desde hace más de un año, durante el que se ha estructurado una feroz campaña a través de las redes sociales, con varios intentos de hackeo de su cuenta personal de Twitter y la creación de sendas cuentas falsas en Facebook con la intención de suplantar su identidad, culminando todo ello con amenazas directas de muerte contra él y su familia.

 

MANIFESTAMOS nuestro más sincero apoyo y solidaridad a todas y todos los activistas que como Desirée Bela-Lobedde, Jaume d´Urgell, Mohamed Gerehou y Carla Antonelli han sido blanco de los ataques y amenazas por ser ciudadanos que ejercen su libertad en busca de construir una sociedad más justa e igualitaria y defienden los derechos de diversos colectivos sociales históricamente marginados; y hacemos extensible ese apoyo a Will Shephard, Rubén López, Jesús Tomillero, Gerardo Arribas, entre otros, quienes han padecido distintos casos de acoso, violencia o discriminación por ser diferentes dentro de una sociedad de personas iguales en derechos y libertades.

 

De la misma forma nos solidarizamos con las organizaciones sociales feministas, LGTBI, afro, y de diversas minorías étnicas y religiosas, así como a las que trabajan con la población migrante y los refugiados que están recibiendo todo tipo de señalamientos por su labor en favor de los derechos de las personas.

 

DENUNCIAMOS la aparente impunidad con que los criminales campan a sus anchas por las redes sociales, en las que, valiéndose del anonimato que estas aportan, se dan cita multitud de grupos extremistas con ideologías contrarias a la convivencia democrática, y cantidades ingentes de individuos que se amparan en una interpretación inexacta de la libertad de expresión para violar de esa forma las leyes contra la discriminación vigentes en nuestro Ordenamiento Jurídico, contraviniendo así, y de igual forma, los acuerdos internacionales en materia de derechos humanos suscritos por nuestro país.

 

INSTAMOS a las autoridades pertinentes a prestar una mayor atención y protección a las personas que nos dedicamos al activismo social, haciendo énfasis en la perseguibilidad e identificación de aquellas personas que se dedican a infundir miedo y a sembrar el odio.

 

APELAMOS a la aplicación efectiva de las leyes vigentes en esta materia, e insistimos en la necesidad de que se apruebe definitivamente la Ley Integral de Igualdad de Trato y No Discriminación; que se creen fiscalías especializadas para perseguir los delitos de odio por origen racial o étnico y que, de igual forma, se pongan en marcha los mecanismos necesarios para que se apruebe una Ley contra el lenguaje racista y xenófobo en los medios de comunicación y las redes sociales, para dotar así a los jueces de herramientas que les permitan aplicar las penas correspondientes a los discriminadores y que dé a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado un apoyo para poder actuar de una manera más ágil y efectiva.

 

Sabemos que lo que les duele a quienes difaman, atacan y amenazan es nuestra visibilidad, nuestro empoderamiento y la consecución, tras un arduo trabajo de muchos años, de legislaciones que se van adecuando para darnos a todos y cada uno de los ciudadanos los mismos y más elementales derechos, sin hacer ningún tipo de diferenciación entre las personas por sus diversos orígenes ni por sus condiciones o circunstancias personales o sociales.

 

Nuestra entera dedicación al activismo en favor de una sociedad plural, más participativa y democrática, inclusiva, diversa y multicultural, que respete la intergeneracionalidad y el valor de las mujeres, a los inmigrantes y al colectivo LGTBI, así como la diversidad étnica y cultural española, no se verá malogrado por dichas amenazas, gracias a la fortaleza de nuestras convicciones.

 

Discriminar, injuriar, insultar y/o amenazar no puede salir gratis nunca. Estaremos siempre en pie de lucha para salvaguardar los derechos inherentes a todos los seres humanos.

27/09/16
     

Recursos relacionados

Documentos

Comunicado Grupo Federal Afrosocialista